jueves, 29 de agosto de 2013

Diagnostican “llegatardismo” (Chronic Lateness Syndrome) a un hombre que no puede evitar acudir siempre con retraso a las citas

"La mayoría tenemos un amigo al que siempre tenemos que andar esperando cuando quedamos para ir a cualquier lado. Da igual lo que sea o para qué sea, aunque quedemos en el mismísimo portal de su casa, bajará tarde.

Jim Dunbar es uno de esos; ha llegado tarde a los sitios durante toda su vida si que pudiera hacer nada por evitar su impuntualidad. Da igual de cuántos relojes se rodee, llega tarde a sus citas sí o sí. Por ese motivo, la vida de Jim Dunbar ha sido un caos toda su vida: ha perdido decenas de empleos, ha hecho enfadar a ligues y amigos, y sus familiares están hasta el gorro de él.
Ahora, la impuntualidad crónica de este escocés de 57 años ha sido diagnosticada como enfermedad (en una cita en el hospital a la que, por supuesto, llegó una hora tarde), un extraño trastorno que le impide llegar puntual a sus citas.
Esto se debe a que su cerebro es incapaz de estimar correctamente cuánto tiempo ha transcurrido desde que comienza una actividad, por tanto, aunque quiera llegar a las 17:00 a un sitio, no lo logrará, porque su cerebro no sabe calcular el tiempo de manera precisa. La enfermedad afecta a la misma parte del cerebro que el trastorno por déficit de atención con hiperactividad.
No obstante, sus familiares no le creen y piensan que se trata de una más de sus excusas.

Recientemente, Jim intentó ir al cine. La sesión era a las 19:00, así que decidió darse un margen de once horas para llegar a la hora. Se levantó a las 8:15 y estuvo todo el día recordándose que debía asistir al espectáculo a las 19:00. A pesar de ello, llegó 20 minutos tarde.
(...)"
Ver en Strambotic.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada