jueves, 8 de marzo de 2012

Una extraña alineación del Sol y la Luna precedió al hundimiento del Titanic en 1912

"La colisión del Titanic con un iceberg en 1912 pudo haber sido consecuencia de una rara alineación del Sol y la Luna ocurrida más de cuatro meses antes, según un artículo que publica la edición de abril de la revista Sky & Telescope sobre las investigaciones de la Universidad Estatal de Texas.
En la noche del 14 de abril de 1912 la nave, presentada por la publicidad de la época como "insumergible", topó con un iceberg y se hundió. Los testimonios de miembros de otras navieras que circularon por la misma zona afirmaban que había una cantidad inusitada de témpanos. Junto con la abundancia de artículos de prensa, novelas y películas que convirtieron al hundimiento del Titanic en el "accidente del siglo XX", se han multiplicado por décadas las preguntas acerca del exceso en la zona de bloques de hielo.
Aprovechando el renovado interés en torno al hundimiento del transatlántico al aproximarse el centenario del accidente en el que murieron unas 1.500 personas, los astrónomos de dicha universidad Donald Olson y Russell Doescher explicaron su hipótesis acerca de la abundancia de icebergs en la ruta del buque.
Los especialistas partieron del trabajo del oceanógrafo californiano Fergus J. Wood, quien sugirió que una aproximación rara de la Luna a la Tierra, ocurrida el 4 de enero de 1912, pudo haber contribuido a mareas inusitadamente altas. Olson y Doescher encontraron que alrededor de esa fecha también ocurrió un acontecimiento poco común: la Luna y el Sol se alinearon de manera tal que su atracción gravitacional se realzó mutuamente -un fenómeno conocido como marea en sizigia- (...)"
Ver aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada